Las ventajas de tener un amigo abogado
Las ventajas de tener un amigo abogado
Las ventajas de tener un amigo abogado
Las ventajas de tener un amigo abogado

La profesión del abogado es entendida como “la protección y defensa que una persona realiza sobre otra que necesita el amparo de la justicia”[1]; de ahí su importancia, pues la orientación y los conocimientos que un abogado en material legal pueda brindar a una persona, en algunos casos podría significar la diferencia entre culpabilidad o inocencia, la pérdida total o parcial de su patrimonio o evitar ser estafado en términos contractuales. 

A pesar de ello, es común escuchar frases que denigran la profesión del abogado; usualmente se repiten expresiones como “los abogados son ladrones” o “ladrón de gobierno” o “¿por qué cobran tanto?, etc., frases que, en cierto sentido, se derivan de malas experiencias con los profesionales del derecho o simple costumbre de etiquetarlos de esa forma.

Pero, a pesar de ello, cada una de las personas que repite estas frases y las que no, en algún momento de su vida necesitarán el auxilio de un profesional del derecho. Algunas de las necesidades que requieren a este profesional son: casarse y divorciarse, aceptar herencia, comprar un vehículo, adquirir una casa, ser defendido en algún problema penal, administrativo, etc., y es en estas circunstancias que el abogado es apreciado como “un buen amigo”, al cual se le podrán contar secretos necesarios para la defensa.

De ahí se deriva que la mayoría de personas, les parezca o no, deberían tener dentro de su círculo social a un amigo abogado, el cual podrá apoyarlos en sus procesos legales. Sin embargo, este amigo merece una justa retribución económica de sus servicios; ya que es usual que una asesoría legal o el trabajo de este profesional sea criticado al momento de pagarlo sin tomar en cuenta los años de preparación que el abogado a requerido para obtener el conocimiento necesario para solucionar el problema o simplemente, si es el caso de un notario, estampar su firma para otorgar legalidad a un acto, contrato o declaración de voluntad.

Muchos comparan esta asesoría a la de un médico, el cual realiza una tarea similar pues diagnostica, al igual que el abogado, cuál es en realidad el inconveniente y la posible solución, ganando dinero por ello. Así, es que una asesoría legal u orientación de un profesional del derecho es valiosa por brindar soluciones y determinar el mejor camino a seguir para lograr eliminar el problema o evitar las causas más graves.

La profesión del abogado no solo se limita a brindar una solución legal ante la  necesidad de sus servicios, pues muchos profesionales del derecho, antes de brindar la solución al problema, se convierten en psicólogos o consejeros, ya que no es raro escuchar en una plática de abogados, cómo muchos han podido apoyar a sus clientes con solo escucharlos y a la vez, ayudarlos legalmente.

Sin duda, quitar “la mala fama” de la profesión del abogado es una tarea ardua, pero cada profesional del derecho lleva esa meta de brindar lo mejor de su labor, que incluye actuar de forma ética y legal y no beneficiarse de las desventajas o el desconocimiento de su cliente. Es así que, si cada uno de estos profesionales, en cualquiera de las ramas que se desempeñe (magistrados, fiscales, notarios, docentes, penalistas, etc.) realiza su labor de la manera más noble y honrada, colaborará a mejorar y dignificar la profesión del abogado y elevar el prestigio que como profesionales se merecen.

Referencia:

[1] «33).Historia de profesión de Abogado | Biblioteca Jurídica.», accedido 22 de junio de 2016, http://biblioteca-fag.blogspot.com/2013/08/crisis-economica-actual-y-los-abogados.html.

Si deseas citar este artículo, hazlo así:

SÁNCHEZ, ODALY. “LAS VENTAJAS DE TENER UN AMIGO ABOGADO”. Publicado en la Revista Jurídica Digital “Enfoque Jurídico” el 29 de junio de 2016. http://www.enfoquejuridico.info/wp/archivos/5267